Policía y bombero de Nueva York habrían participado en asalto al capitolio en apoyo Trump

 NUEVA YORK._ Al menos un policía y un bombero de Nueva York habrían participado en el violento y sangriento asalto al capitolio el Washington DC en miércoles de la semana pasada, lo que es investigado por ambos departamentos que dijeron, que de comprobarse, los oficiales involucrados quedarán fuera de por vida y serán encausados judicialmente.

El comisionado del Departamento de Policía (NYPD), Dermot Shea confirmó ayer lunes al canal de noticias NY1 News, que la posible participación de un agente de la institución es investigada por la fuerza.

Advirtió que en el NYPD no se permitirán policías que participen en eventos de esa naturaleza y que de comprobarse, el agente, no identificado todavía, enfrentará las consecuencias del departamento y la justicia.

Explicó que el NYPD recibió informaciones del FBI sobre el eventual involucramiento del policía del NYPD en los disturbios violentos protagonizados por seguidores y simpatizantes del presidente Donald Trump con saldo de cinco muertos y destrucción de estructuras y equipos en el edificio del congreso de los Estados Unidos.

“Puedo decirles que hay una investigación activa sobre un miembro. Aún no se ha publicado un nombre porque aún no sabemos si es cierto o no, pero puedo decirles que cualquier policía que cometa un delito ciertamente tendrá una vida muy corta en el NYPD”, añadió Shea.

Un portavoz del NYPD  confirmó la investigación, pero dijo que  no tenía información adicional.

“Estamos trabajando con el FBI para ver si hay acusaciones de que un miembro del NYPD haya estado involucrado en los eventos que empañaron el capitolio la semana pasada”, dijo el portavoz.

La noticia llega dos días después de que el FBI se comunicara con el Departamento de Bomberos  (FDNY) sobre un miembro de ese cuerpo que también habría estado entre los asaltantes del capitolio y de ser cierto, correría la misma suerte que el policía.

Por otra parte,  el NYPD dijo que enviará 200 policías a la toma de posesión del presidente electo Joe Biden el 20 de enero después de que el alcalde de Washington DC,  pidiera ayuda adicional para la seguridad tras el caos, la violencia y los muertos ocasionados por los fieros fieles de Trump, quien los incitó a atacar el congreso y los congresistas.


No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.