La procuradora Miriam Germán, está en UCI desde el sábado, presenta un cuadro de cuidado

SANTO DOMINGO. – La Procuradora General de la República, Miriam Germán Brito, se encuentra ingresada en una Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) desde el pasado sábado, luego de ingresar al Hospital General Plaza de la Salud por malestar general con una infeccion urinaria y, más tarde, presentar un cuadro respiratorio.

Según pudo confirmar este lunes El Nuevo Diario, la magistrada, de 71 años de edad, presenta una crisis con broncoespasmo severo, neumonía bilateral, diabetes mellitus tipo II descompensada, infección de vías urinarias, hipertensión crónica y trastorno hidroeléctrico.

Aunque las pruebas de anticuerpos de COVID-19 resultaron negativas, las imágenes del panel respiratorio de Germán Brito son sugestivas al virus.

El reporte de infectología indica, además, que desde hace dos semanas presenta mareo, acompañado de malestar general, pero que, hasta el momento de su ingreso, estaba alerta, consciente y orientada. Hasta el momento, su pronóstico es “reservado”.

Doña Miriam, vida y carrera

Nacida en Salcedo el 8 de diciembre de 1948 en la comunidad de las Lilas, en el paraje de Jayabo, Miriam Germán Brito es hija de Fabio German (Agricultor) y de María Brito (Modista), ambos fallecidos y es la mayor de cuatro hermanos.

Para facilitar la educación de sus hijos, sus padres se trasladaron a la comunidad de Los Pinzones en el municipio Salcedo, desde ahí, caminaba diario varios kilómetros para ir a la escuela y luego al liceo, donde terminó su bachillerato y logró matricularse en la universidad Católica Madre y Maestra mediante crédito educativo, razón por la cual tuvo que mudarse a Santiago donde se graduó de Derecho en 1972 con honores Cum laude.

Poco tiempo después  comienza a laborar en la oficina jurídica del Dr. Salvador Jorge Blanco, quien luego sería presidente de la República por el Partido Revolucionario Dominicano (PRD).

Para el 1974 ya era fiscalizadora del juzgado de paz de Santiago y más tarde juez de Paz en Salcedo, su ciudad natal, desde donde fue designada juez de instrucción en Moca donde luego tuvo que renunciar para acompañar a su esposo a Santo Domingo.

Fue nombrada abogada ayudante en la fiscalía del Distrito Nacional en el departamento de “Quejas y Querellas”, en esta posición agotó varios periodos hasta que, a finales de 1986, fue nombrada jueza de la Primera Cámara Penal donde después de varios años de servicio,  renunció.

Laboró en un centro de asesoría y asistencia legal del episcopado, hasta que en 1991 volvió a la judicatura, laborando en la primera Sala Penal hasta que en 1997 fue ascendida a la corte de apelación. En el 2002 fue nombrada presidenta de la Primera Sala de la Corte de Apelación.

En la opinión pública y sectores de la sociedad civil se pedía la inclusión de la magistrada Germán para presidir la suprema corte de Justicia, ella no auspició este movimiento más lo aceptó con agrado, pues nunca ocultó su deseo de ser parte de la SCJ, ya que ella es una profesional con aspiraciones, capacidad y sobrados méritos para ejercer esta función a la que también había sido propuesta y evaluada en 1997.

La nueva procuradora tiene una larga carrera en el Ministerio Público y en los tribunales, habiendo llegado a ser presidenta de la Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia y segunda sustituta del presidente de esa instancia judicial.

En 2016 recibió el V Premio al Mérito Judicial entregado por la Comisión Iberoamericana de Ética Judicial, galardón en el que compiten magistrados de los poderes judiciales y Consejos de la Judicatura de los 22 países que la integran.

Ese premio reconoce a jueces iberoamericanos que a lo largo de su trayectoria y desempeño en la impartición de justicia se hayan distinguido por acreditar de manera excelente, las exigencias establecidas por el Código Iberoamericano de Ética Judicial, destacándose entre estas los principios de independencia, imparcialidad, transparencia, eficiencia, eficacia y equidad.


No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.